El agua que se enamoró de la Tierra

Arar el agua
Navegar por la tierra
Son dos pretensiones del agua con la tierra y de la tierra con el agua. Están enamorados.
Impedimentos plásticos y de basura, tanto en la tierra como en el agua, quieren romper el enlace.
Humanos aparte, o de parte de sus caprichos, se enturbian ellos mismos. Beben agua y aran la tierra, pero no la cuidan.
Conciencia generalizada y no concreta de cada uno, quitan su responsabilidad.
El viento de palabras vacías puede provocar huracanes y destrozarlo todo.
Si solo hay agua y tierra no quedaran hijos de las plantas. Desierto.
Si no hay plantas para comer. Futuro caníbal.

Hay que cuidar los dos enamorados y no ponerles impedimentos.


Cambio de sistema.
Economía circular.
Limpiar, reciclar, no contaminar.
Elogio a la lentitud.
Multiplexar proyectos, demultiplexar ideas.
Del fin del delfín no son sinónimos. Cuidado con el lenguaje.


La Tierra y el agua se lo merecen, nosotros nos lo tenemos que ganar vivir en ella y no contaminar.


Comparteix...